Los celos en la pareja

Los celos en las relaciones sentimentales son emociones que pueden surgir con frecuencia. Aunque parezca que socialmente estén mal vistos y por ese motivo muchas personas se califican como «yo no soy celoso/a», son emociones que los seres humanos tenemos «predeterminadas» por naturaleza y como todas las emociones, tienen una función que es la de preservar o mantener la pareja, familia.,etc.

En este sentido, que alguien que puede ver en peligro su relación de pareja por una tercera persona sienta celos es algo totalmente normal ya que esta emoción le mantiene alerta para poder reaccionar ante una posible infidelidad. También es cierto que los celos pueden ocasionar muchos problemas, por eso es conveniente diferenciar entre los celos adaptativos o normales y los patológicos, ya que éstos últimos provocan graves problemas en las relaciones sentimentales, llegando a provocar rupturas que de haberse tratado adecuadamente hubieran sido solventadas con éxito.

Los celos patológicos ocurren cuando una persona cree que está siendo engañada por su pareja sin pruebas que determinen esta posible infidelidad, sintiendo  la necesidad de comprobar si esto está ocurriendo realmente con conductas de comprobación del tipo: mirar el móvil a escondidas, mirar el kilometraje del coche para asegurase de que coincida con el lugar al que le ha dicho su pareja que iba, pedir fotos de donde se encuentra en cada momento.. etc., Algo que puede llegar a convertirse en un auténtico problema para ambos.

Así que ya sabes, sentir celos en la pareja no tiene por qué ser algo negativo, puede significar que no quieres perder a tu pareja. Aunque recuerda que si no hay motivos suficientes para sentir esos celos de forma tan intensa, sí que puede ser un signo negativo y necesitarás aprender a controlarlos para que no seas tú mismo el que pones en peligro tu relación de pareja.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *